‘EL BAR QUE SE TRAGÓ A TODOS LOS ESPAÑOLES’: EXTRAORDINARIO FRANCESCO CARRIL EN UN MARAVILLOSO MONTAJE DE SANZOL

CALIFICACIÓN.- EXTRAORDINARIA: 9’5

‘El bar que se tragó a todos los españoles’ es el primer proyecto de Alfredo Sanzol como director del Centro Dramático Nacional y no ha defraudado en absoluto. Una obra inspirada en la figura de su padre, que desprende humor a raudales y que nos ofrece una espectacular puesta en escena. A lo largo de tres horas, Sanzol nos regala otro de sus maravillosos montajes demostrando, una vez, que es uno de los mejores dramaturgos de los últimos años. Francesco Carril, extraordinario dando vida a Jorge Arizmendi, encabeza un reparto espléndido formado por Natalia Huarte, David Lorente, Nuria Mencía, David Lorente y Jesús Noguero, entre otros. Estamos, sin duda, ante el mejor montaje de lo que llevamos de 2021 y se representa en el Teatro Valle Inclán hasta el 4 de abril.
Sigue leyendo

‘E.V.A.’: ‘T DE TEATRE’ CELEBRA SU 25 ANIVERSARIO CON UNA MAGNÍFICA Y ‘DOLOROSA’ COMEDIA DRAMÁTICA DIRIGIDA CON SUMA BRILLANTEZ POR JULIO MARINQUE

CALIFICACIÓN.- MAGNÍFICA: 8’2

Hasta el 11 de marzo se puede disfrutar en el Teatro Kamikaze del último trabajo de ‘T de Teatre’, una de las compañías más prestigiosas de la escena catalana. Marc Artigau, Cristina Genebat y Julio Manrique son los autores de ‘E.V.A.’, una espléndida comedia dramática que aborda el tema del dolor en sus distintas vertientes, desde la más física a la más espiritual. Un original texto de historias entrecruzadas, magníficamente interpretado, y que Julio Manrique se encarga de poner en escena de manera sensacional.  

No cabe duda de que ‘T de Teatre’ es una de esas compañías singulares, con sello propio, de las que siempre apetece muchísimo ver un nuevo trabajo. Con diez espectáculos a sus espaldas, estos días podemos ver en el Teatro Kamikaze su última obra, ‘E.V.A’, una comedia dramática que nos invita a reflexionar en torno a un tema tan espinoso como es el del dolor. Precisamente con el acrónimo E.V.A. se conoce la escala visual analógica del dolor, una línea dividida en diez puntos que sirve para medir el grado de dolor que experimenta cada paciente. 

Sigue leyendo