‘BE GOD IS’: RECITAL DE LA COMPAÑÍA ‘ESPAI DUAL’ Y DE ORIOL PLA, UN ELECTRIZANTE CLOWN QUE NOS HECHIZA AL RITMO DE LA MÚSICA

CALIFICACIÓN.- EXTRAORDINARIO: 9’5

‘BE GOD IS’ es uno de los mejores espectáculos que ha pasado por la capital en los últimos tiempos. La compañía ‘Espai Dual’ nos deleita durante poco más de una hora con una frenética comedia que combina el teatro gestual, la virtuosidad musical, el circo y el slapstick. Blai Juanet Sanagustín, Marc Sastre y un Oriol Pla -absolutamente genial- son los creadores e intérpretes de este montaje redondo que nos retrotrae a la estética del cine mundo y a figuras de la talla de Charles Chaplin o Buster Keaton -por su forma de trabajar-. Nadie debería perderse este pedazo de espectáculo en el ‘Teatro del Barrio’ que se representa hasta el 17 de marzo. Quedan aún diez funciones, pero las entradas vuelan. Quien avisa, no es traidor. 
ed_almeria_0176_1

De izqda a derecha: Oriol Pla, Blai Juanet Sanagustín y Marc Sastre en uno de los sketch más divertidos de todo el show. 

Salimos de ‘BE GOD IS’ con una amplia sonrisa dibujada en la cara. No todos los días se tiene la suerte de ver de algo así. ‘BE GOD IS’ es una explosión de humor y de talento. Marc Sastre, Blai Juanet y Oriol Pla son unos artistas extraordinarios y polifacéticos que nos deleitan con un espectáculo redondo al alcance de unos cuantos virtuosos. Estos tres hombres se conocieron, por casualidad, hace cinco años tocando música en la calle. Y a raíz de ahí, nació la compañía, ‘Espai Dual’ y, con ella, este proyecto. Desde entonces, el espectáculo ha acumulado un buen número de premios y distinciones en distintas muestras de teatro y festivales. Ahora, somos los madrileños quienes podemos disfrutar de esta joya en el Teatro del Barrio. 

‘BE GOD IS” combina el humor con el teatro gestual, la música y el circo. Se puede englobar dentro del subgénero del slapstick, un tipo de comedia que recurre a bromas exageradas (bufonadas) con un buen componente de humor físico y cuyo argumento es muy sencillo; los personajes tienen que ir superando obstáculos para conseguir su objetivo. Es el número por excelencia de los clowns; quieren hacer algo pero les aparecen multitud de impedimentos para alcanzarlo. Tanto en su estética, como en su forma de trabajar,  nos recuerda mucho al cine mudo e, incluso, a los dibujos animados. 

Oriol Pla, Marc Sastre y Blai Juanet y Oriol son los creadores, directores e intérpretes de ‘BE GOD IS’, un montaje para todos los públicos que te atrapa desde el ocurrente y divertido arranque hasta su no menos original desenlace. Toda la acción se desarrolla en un espacio escénico muy simple -casi todo se deja en manos de la imaginación- cuya escenografía está compuesta por dos sillas, una mesa de escritorio, una vara de hierro, y los instrumentos musicales; el saxofón -que toca Blai Juanet-, el cajón, la guitarra eléctrica -a cargo de Marc Sastre- y la guitarra española, acústica, que toca Oriol Pla en un determinado momento. 

Al ritmo frenético de la música, se van sucediendo los sketches a un ritmo vertiginoso, y los tres protagonistas nos dan un auténtico recital. Ataviados con sombrero y con bigote, Oriol, Blai y Marc bordan el teatro gestual, son unos músicos virtuosos y unos ases de la comedia. El resultado es un espectáculo completamente delirante en el que los tres personajes (casi) mudos se ven envueltos en una vorágine de situaciones surrealistas e inesperadas a las que tendrán que enfrentarse para poder terminar aquello que han empezado.

Los tres artistas son buenísimos pero, hay uno, superlativo; Oriol Pla. Hace un par de años, nos enamoró con su memorable ‘Ragazzo’, que pudimos ver también en el Teatro del Barrio. Y, ahora, lo ha vuelto  a hacer. Nos faltan los adjetivos para calificar el trabajo de Oriol y, a medida que transcurría el show, más nos iba impresionando. En ‘BE GOD IS’, el protagonista de ‘El día de mañana’ nos hechiza con su magnetismo y con una amplísima galería de gestos que nos recuerdan inevitablemente a Buster Keaton o al propio Chaplin. Gestos muy caricaturescos que pueden provenir también del mejor dibujo animado. En el trabajo gestual, el catalán roza la excelencia. Su mirada, su pelo, el movimiento de cada una de las partes de su cuerpo… Todo es perfecto. Además, Oriol Pla demuestra ser un cómico excepcional; un clown electrizante que desborda energía a raudales y se mueve milimétricamente al compás de la música, exhibiendo unas dotes acrobáticas y físicas asombrosas. Es espectacular el dominio y la técnica que tiene sobre su cuerpo. En definitiva, estamos ante un artista genial que sigue creciendo día a día y que no tiene límites. ¿Hasta dónde puede llegar este hombre?.

Aldo Ruiz

Enlaces relacionados:


 

.

 

LAS DIEZ RAZONES DE ‘EL TEATRERO’ PARA NO PERDERSE ‘SLAVA´S SNOWSHOW’

CALIFICACIÓN.- OBRA MAESTRA: 10

Es, sin duda, uno de los mejores espectáculos que han pasado por Madrid en este 2016. Los Teatros del Canal acogen Slava’s Snowshow, un espectáculo teatral circense, poético e intemporal, que ha cautivado a más de 4 millones de espectadores en los 20 años de representaciones por los mejores escenarios del mundo. Aún queda una semana para disfrutar de este impresionante show que está arrasando a su paso por la capital. El Teatrero os da las 10 razones por las que no te puedes perder ‘Slava´s Snowshow’.
blue-canary-2-greens-a-lopez

Slava Polunin -en el centro de la imagen- con dos de los compañeros del show.

1.-  UN ESPECTÁCULO DE EXTRAORDINARIA BELLEZA VISUAL

La primera y fundamental es que estamos ante un espectáculo dotado de una extraordinaria belleza visual. Un show lleno de luz y de magia cargado de imágenes muy potentes que se te quedan grabadas en la retina. La escenografía del espectáculo es casi minimalista pero muy efectista. Resulta increíble la sencillez con la que se plantean las escenas que lo componen y el resultado tan espectacular que se logra. Además, la música también juega un papel fundamental.

Sigue leyendo